Ortodoncia Madrid: aspectos a tener en cuenta

En los procesos de ortodoncia es habitual que surjan diferentes dudas a la hora de discernir todo el proceso que debemos llevar a cabo una vez el profesional especializado se ha encargado de llevar a cabo la colocación. El primer aspecto que tenemos que tener en cuenta es que en todo momento debemos continuar con las indicaciones que nos dictamina el ortodoncista en Madrid que ha llevado a cabo todo el proceso. Puesto que es él quién más conocimientos tiene en torno a esta cuestión.

Sin embargo, y como consecuencia de la gran cantidad de dudas que se desprenden de este tipo de procesos, hemos seleccionado algunos elementos que te ayudarán a evitar las molestias típicas que surgen tras la colocación. Además del periodo de adaptación, imprescindible en este tipo de procesos, son muchas las acciones que podemos llevar a cabo. Estas son las principales.

Ortodoncia: Consejos a tener en cuenta por parte de un ortodoncista en Madrid

Evita las molestias durante los primeros días

Durante los primeros días uno de nuestros objetivos debe ser evitar todas las acciones que pueden generar alguna molestia en nuestra dentadura. Es habitual que hasta que la ortodoncia se asiente entre nuestras piezas dentales, necesitemos de un periodo de adaptación. Durante los primeros días, seguro que determinadas comidas o bebidas nos generan un dolor que hasta ese momento no habíamos experimentado.

Sin embargo, con evitar estos comportamientos hasta que pasen unos días y nos sintamos más cómodos podremos evitar cualquier tipo de molestia. Además, la existencia de pomadas y de ceras específicas nos ayudará a poder proteger a nuestra boca de cualquier posible roce que nos pueda generar el instrumental.

La importancia de una buena higiene

Cuando nos enfrentamos a un proceso bucal con un ortodoncista en Madrid es imprescindible que la higiene se convierta en uno de nuestros focos de atención. Debemos cuidar la misma tanto de nuestros dientes como del aparato. En la mayoría de los casos, es suficiente con continuar con las pautas de cepillado de dientes que tenemos interiorizadas. Sin embargo, cuando se trata de los brackets metálicos, este tipo de gestos adquieren una importancia notable.

En el caso de que el aparato sea removible, el proceso de limpieza es mucho más sencillo. Sin embargo, cuando nos encontramos con ortodoncias fijas, resulta especialmente recomendable centrar nuestra atención en todos los elementos que lo conforman. Con el objetivo de evitar cualquier posible riesgo al que podamos estar sometidos.

La alimentación

Junto con los dos aspectos mencionados anteriormente, es la alimentación otro de los aspectos que tenemos que tener en cuenta. Dependiendo del tipo de odontología por el que nos decantemos, deberemos tener una serie de precauciones u otras. En el caso de que la ortodoncia sea fija, tendremos que tener más restricciones en materia de alimentación.

Sin embargo, en el caso de que sea removible, es posible que tengamos más libertad. En cualquier caso, es importante que evitemos aquellos elementos que pueden resultar más duros y difíciles de masticar.

Respeta las revisiones

Por último, es necesario que respetemos el tiempo entre cada revisión para que sea un especialista el encargado de valorar cómo es la evolución de nuestra dentadura. Las revisiones son fundamentales para controlar que todo está bien en cualquier momento. Además, nos permiten corregir determinadas anomalías que es posible que surjan durante el proceso. Este tipo de visitas también pueden convertirse en la opción perfecta para responder aquellas dudas más habituales a las que tengamos que enfrentarnos y que vayan surgiendo.

Como hemos podido comprobar, seguir unos cuantos consejos será clave para que la ortodoncia en Madrid logre asentar el efecto deseado sobre nuestra dentadura. Siendo una de las mejores inversiones para asegurar nuestra salud bucodental.